Salud

Una planta tropical originaria de China revela un gran potencial contra la obesidad

El gen ha sido descubierto por científicos americanos y españoles. / REUTERS: LUCAS JACKSON / VÍDEO: ATLAS

La obesidad, un factor de riesgo importante para diversas enfermedades relacionadas con el estilo de vida, como la diabetes y la hipertensión, se ha generalizado en todo el mundo y exige soluciones innovadoras inherentes para combatirla. Perder peso sin hacer régimen, ejercicio y mantener a raya tu salud mental es complicado, prácticamente, imposible.

 No obstante, investigadores de todo el mundo no dejan de buscar nuevos avances contra la obesidad, un problema que afecta a más de 4.000 millones de personas en el mundo, lo que genera una carga médica y económica inasumible.

 Los productos milagro, batidos, barritas, infusiones y pastillas contra esos kilos demás abarrotan las estanterías de los supermercados de todo el mundo, incluso de las farmacias. Sin embargo, no todos ofrecen los resultados que prometen y, aunque la mayoría son productos inocuos que acaban en la basura, otros pueden provocar algún efecto secundario en la salud.

 Por lo tanto, encontrar una sustancia protectora contra la obesidad y dilucidar su mecanismo molecular es uno de los problemas más importantes para mejorar la salud humana. Este ha sido el objetivo de la investigación multiinstitucional dirigida por el profesor asociado Akiko Kojima de la Escuela de Graduados en Vida Humana y Ecología de la Universidad Metropolitana de Osaka (Japón) que ha logrado avances significativos en la lucha contra la obesidad.

 En este estudio, investigado este el efecto antiobesidad de la Mallotus furetianusextracto (MFE). El grupo había realizado previamente un estudio sobre los efectos del extracto de MFE, una planta tropical originaria de la isla de Hainan, China, en la prevención del hígado graso, pero no se habían dilucidado los efectos antiobesidad y sus mecanismos hasta ahora.

 Usando ratones modelo de obesidad, los investigadores se propusieron verificar los efectos antiobesidad del extracto de MFE y los resultados fueron notables. El tratamiento con MFE suprimió significativamente el aumento de peso corporal y el peso del tejido adiposo, y también demostró cambios morfológicos en el hígado y el tejido adiposo de los ratones modelo de obesidad. Investigaciones posteriores sobre el mecanismo revelaron que la síntesis de grasas se inhibía al suprimir la expresión de varios factores de transcripción implicados en la diferenciación de los adipocitos.

 "Nuestro grupo de investigación está buscando ingredientes alimentarios con efectos antiobesidad, basados en la idea de que si podemos encontrarlos e incorporarlos a nuestra dieta diaria, podemos contribuir a la salud y longevidad de las personas", ha afirmado el profesor Kojima.

 "Estos resultados no solo sugieren un vínculo entre el extracto de Mallotus furetianus y los efectos contra la obesidad, sino que también indican su potencial como un nuevo ingrediente alimentario con propiedades contra la obesidad", ha concluido el investigador, que acaba de publicar sus hallazgos en 'Food Science & Nutrition'.