Portada

Actualidad

Deportes

Cultura

Extra

Entre todos

Vídeos

Servicios

Riegos a la salud

Brasil es el país de toda América Latina en donde menos ejercicio hace su población

El sedentarismo aumenta el riesgo de sufrir de enfermedades cardiovasculares, diabetes de tipo 2, demencia y ciertos tipos de cáncer

Un grupo de mujeres haciendo ejercicio. / MARC CASALS

Brasil lidera la lista de países del continente Americano donde su población no se ejercita ni siquiera en las cantidades mínimas para mantener un buen estado de salud, pero en general, Latinoamérica es la región del mundo con el mayor porcentaje de población con una actividad física insuficiente para mantenerse saludable.

Esto según los resultados de un estudio de la Organización Mundial de la Salud (OMS), en donde señala que el 39 % de la población en esta región del mundo no hace nada de actividad física y este trabajo de investigación que también se publicó en  la revista científica "Lancet", asegura que Latinoamérica supera al conjunto de países occidentales de altos ingresos, donde en general se hace menos actividad física que en los de rentas bajas, con un 37 y un 16 % de sus poblaciones respectivamente.

Se trata de la primera investigación que ofrece estimaciones sobre la insuficiencia de actividad física -considerado uno de los factores principales de las enfermedades no transmisibles- en un periodo de dieciséis años, de 2001 a 2016. De América Latina, el país donde el sedentarismo está más afianzado es Brasil, donde el 47 % de la población presenta actividad física insuficiente.

Le siguen Costa Rica 46% de su población que no hace ejercicio; luego Argentina con 41% y Colombia con el 36 %, cifras que no están muy lejos de Brasil. En el lado opuesto se encuentra Uruguay, Chile y Ecuador, que son los que presentan los mejores índices, con solo el 22 %, 26 % y el 27 % de su población respectivamente, que no cumple con los requerimientos mínimos de actividad física.

Bolivia, Haití y Perú son los países de Latinoamérica y el Caribe con más de diez millones de habitantes que no tenían datos al respecto.

Los motivos del sedentarismo

"La rápida urbanización ha provocado que las personas abandonen lugares donde debía ejercitarse y trabajar especialmente en la agricultura, para instalarse en urbes donde están desempleadas o tienen empleos en la industria, mucho más sedentarios y en los que se hacen movimientos repetitivos", afirmó la autora principal del estudio y experta de la OMS, Regina Guthold.

Además, la coautora del estudio, Fiona Bull, comentó que la masificación del uso de aparatos electrónicos -como ordenadores, teléfonos celulares y tabletas, entre otros- ha incrementado mucho los hábitos sedentarios y, en consecuencia, los índices de inactividad física han aumentado.

"Todos usamos aparatos electrónicos más a menudo y más tiempo, empleamos más tiempo para ir a trabajar y estos trayectos se hacen de forma sedentaria. Todos estos elementos suman", agregó Bull.

Ello implica un aumento en el riesgo de sufrir de enfermedades cardiovasculares, diabetes de tipo 2, demencia y ciertos tipos de cáncer.

Impulsar la actividad física

La investigación alienta a los países a adoptar políticas nacionales en favor de modos de transporte no motorizados, como caminar o ir en bicicleta, así como la participación de la gente en actividades deportivas en su tiempo libre, mientras que los niveles recomendados por la OMS de actividad física a la semana son al menos, 150 minutos en grado moderado a intenso o 75 minutos de esfuerzo físico fuerte.

"Estas políticas son particularmente importantes en países de urbanización rápida, como Argentina, Brasil y Colombia", señala el documento.

A nivel global, una de cada tres mujeres y uno de cada cuatro hombres no tienen suficiente actividad física como para conservar la salud, lo que representa una cuarta parte de la población mundial (1.400 millones de personas), pero  las mujeres aparecen como menos activas físicamente que los hombres, a excepción de lo que ocurre en el sudeste asiático.

Outbrain