Portada

Actualidad

Deportes

Cultura

Extra

Entre todos

Vídeos

Servicios

FORO PRIMERA PLAN@

Iceta: "La derecha no puede derrotar al independentismo"

El candidato del PSC advierte de que Catalunya tiene una "herida envenenada" que hay que "limpiar"

Asegura que se presentará a una "investidura transversal" si no hay mayoría independentista

 Primera Plan@: Miquel Iceta / CAMILA TOVAR TRUJILLO/ FOTO: ALBERT BERTRAN

Habiendo dormido muy poco después de terminar de madrugada el último debate electoralMiquel Iceta ha empezado el último día de una intensa campaña cerrando el ciclo de conferencias de candidatos del 21-D en el foro Primera Plan@ de EL PERIÓDICO. El líder del PSC ha defendido que "la derecha no puede derrotar al independentismo" y que la 'receta Iceta' es la solución para "limpiar" la "herida envenenada" de Catalunya. En este sentido, ha asegurado que se presentará a una "investidura transversal" si, como pronostica, no hay mayoría independentista.

Como ha comentado en la presentación Enric Hernàndez, director de EL PERIÓDICO, Iceta ha sido "fontanero antes que fraile". Durante muchos años estuvo entre bambalinas, primero como 'fontanero' en la Moncloa, como puente entre el PSC y el PSOE, y luego en los tripartitos de Pasqual Maragall y José Montilla y en el Parlament. Nunca pensó que "un tipo bajito, gordito, calvo y gay pudiera ser el candidato del partido". Pero las circunstancias le empujaron hace un par de años a la primera fila de la arena política. Y en este tiempo ha ido venciendo su timidez, que empezó a dejar atrás con aquel célebre baile. Pocos podían imaginar antes de la campaña del 2015 que aquel hombre de partido acostumbrado a trabajar en la sala de máquinas del partido acabaría siendo un candidato carismático y que la 'marca Iceta' acabaría pasando por encima de las siglas del PSC en la siguiente contienda electoral.

Aunque, claro, ni el guionista más ingenioso podía imaginar todo lo que ha ocurrido en los dos años más turbulentos del 'procés'. "Dependiendo de los resultados del jueves, el descrédito de Catalunya puede aumentar. Este 'procés' no ha acabado, puede ir a peor", ha advertido en su discurso, en el que no ha ahorrado reproches a los independentistas ("si hay alguien que ha hecho más daño a la independencia son los ideólogos del 'procés'") ni a PP y Ciutadans: "La derecha no puede impulsar el cambio".

El fantasma de la repetición electoral

El líder del PSC ha vaticinado que no habrá mayoría absoluta ni independentista ni constitucionalista y ha señalado que solo hay tres opciones posibles tras el 21-D: que él sea presidente, que lo sea un independentista o repetición electoral. "La repetición de las elecciones provocaría una prolongación innecesaria de la intervención por parte del Estado", ha apuntado, antes de señalar que "los ciudadanos no se merecen que los volvamos a convocar a elecciones". Si los independentistas no logran mayoría absoluta se presentará a la investidura para intentar recabar una "investidura transversal" uniendo sus escaños a Ciutadans, PP y los 'comuns'

"Si hay alguien que ha hecho más daño son los ideólogos del 'procés'"

Miquel Iceta

Candidato del PSC

Si ERC, JxCat y la CUP no superan los 67 diputados, el 'pressingcomuns' puede recordar al que sufrieron los republicanos en el 2003, cuando tuvieron que romper su equidistancia y elegir qué pesaba más, si su vertiente de izquierdas o catalanista. Entonces, igual que harían tres años después, prefirieron dar las espalda a la Convergència de Artur Mas y explorar los tripartitos con Pasqual Maragall y José Montilla. Dos experimentos que Iceta vivió en primera línea y que, como le gusta recordar, pese a la fama 'Dragon Khan' que arrastraron, fueron más estables que la unión de Junts pel Sí y la CUP, ya que no perdieron ni una votación.

Respuesta a Puigdemont

En las últimas horas de campaña, el primer secretario del PSC ha respondido a Carles Puigdemont, que le había acusado de pasar del "Catalunya es una nación al Catalunya es una infección", en referencia a las polémicas palabras de Josep Borrell. "El clima de Bruselas no es el mejor del mundo pero a alguien le está sentado mal", ha bromeado antes de defender al exministro socialista. "Cuando Borrell dice que hay aclarar las cosas para no cerrar en falso tiene razón. Cada uno elige sus expresiones", ha matizado, antes de compartir el fondo del mensaje. "La política catalana necesita un baño de realidad, limpiar algún problema que hemos tenido. Los que mintieron tendrían que reconocerlo. Tenemos una herida envenenada.  Se ha querido dividir a un país, enfrentar a diversos territorios, levantar fronteras y hacer aparecer un problema político como un agravio a la divinidad de un pueblo. O somos capaces de limpiarlo o no saldremos adelante", ha afirmado.

El expresidente del Parlamento Europeo, gran agitador del tramo final de la campaña del PSC en su afán de intentar rascar votos en la frontera con Ciutadans, ha vuelto a generar polémica al advertir del riesgo que cree que supone insistir en la independencia. "Continuar picando piedra, elegir un Govern con el mismo erre que erre de 'somos una república y haremos una república' es darse cabezazos contra la pared: la economía se acabará rompiendo y llegará un día en que llegaremos a las manos", ha afirmado Borrell en Lleida. Otra frase de perfil grueso alejada del trazo fino que ha intentado mantener Iceta. Habrá que esperar al jueves por la noche para ver qué impacto ha tenido la presencia del exministro en esta recta final.

La salida del túnel no pasa para Iceta ni por seguir por la senda independentista ni por el revanchismo de PP y Ciutadans sino por la reconciliación que el primer secretario ha querido abanderar. "La política catalana necesita bajar la inflamación", ha rubricado el candidato socialista al final de su conferencia, para promocionar su Icetaton. Por la tarde se ha ido a pasear por L'Hospitalet con el presidente cántabro, Miguel Ángel Revilla, y ha dado por finiquitada una intensísima campaña electoral con el mitin final en Cornellà. Un acto en el que se estrenado el último vídeo de campaña del PSC donde, a ritmo de rumba, un Iceta de dibujos animados canta "esto solo lo arregla Iceta".

La jornada de reflexión la aprovechará para hacerse una gafas nuevas para ver bien no solo la última entrega de 'Star Wars' sino, también, los resultados electorales del jueves, que espera que certifiquen lo que apuntan las encuestas: que, por primera vez desde 1999, el PSC vuelve a subir en votos y escaños en el Parlament.

¿Pactará usted con Arrimadas?

Respuesta a la pregunta de la lectora Carme Torrent (Girona)

"Yo lo que quiero es ser 'president'. Y creo que soy el único que realmente quiere ser 'president',  otros solo quieren ganar o mandar. Yo no creo en una investidura con el PP, Ciutadans y PSC no solo porque los números no dan  sino también porque no responde a la transversalidad del país. Tal y como y lo veo, solo hay tres escenarios posibles: que el 'president' sea un independentista, que lo sea Miquel Iceta o que haya una repetición electoral. De este último no quiero ni oír hablar y el primero no tendrá mayoría. El escenario de repetición, decirle a la gente 'volved a votar en mayo, a ver si lo hacéis mejor', no creo que diera unos resultados muy diferentes. Como no habrá ni mayoría absoluta independentista ni constitucionalista, los 'comuns' tendrán que elegir si hacen 'president' a un independentista o a Iceta. 

Outbrain