Portada

Actualidad

Deportes

Cultura

Extra

Entre todos

Vídeos

Servicios

GENTE CORRIENTE

Deogracias Edjama Ona: "Cuando rechazas tu lengua materna, dejas de quererte"

Estudia el grado de Derecho y Psicología de la Universitat de Barcelona y llega cargado de libros y con unas ganas inmensas de dar a conocer su lengua materna, el fang

Deogracias Edjam Ona, estudiante de Derecho en la UB de Barcelona. / DANNY CAMINAL

Estudia el grado de Derecho y Psicología de la Universitat de Barcelona y llega cargado de libros y con unas ganas inmensas de dar a conocer su lengua materna, el fang, que se habla en su país natal, Guinea Ecuatorial, y también en Gabón y el sur de Camerún. Deogracias Edjama participa en los actos que el Secretariat d’Entitats de Sants, Hostafrancs i la Bordeta organiza en torno al Día de la Lengua Materna, que se celebra el 21 de febrero. Esta mañana se inaugura en las Cotxeres de Sants una muestra de proverbios en algunas de las 300 lenguas habladas en Catalunya.

-¿Podría compartir un proverbio fang?

-Onu efo à afe nfuas mbi.

-¿Qué significa?

-"Un solo dedo no puede sacar la larva de gusano que vive dentro del tronco del árbol". Es decir, igual que se necesitan todos los dedos de la mano para sacar la larva, necesitamos la ayuda de los demás para lograr nuestros objetivos. La unión hace la fuerza.

-¿Como aprendió el fang?
- Con una tía abuela, que en paz descanse. Ella solo hablaba fang, un fang perfecto, y me inculcó el amor por la lengua.

-Y lo conserva pese a estar lejos de Guinea.

-¿Cómo iba a perderlo? Es imposible. La grandeza de una persona se mide por cómo se ama y se respeta a sí misma. ¿Qué más puede amar uno que su propio idioma? Aunque lo hablaran solo cien personas, el fang es un elemento fundamental de mi existencia. 

- Caray, menuda declaración de amor.

-Es mi gran amor: mi país, mi cultura, mi lengua. Eso no implica que rechace otras lenguas, ni mucho menos otros grupos sociales. Al contrario, hablo siete idiomas.

-¿Cuáles son?
-Catalán, castellano, inglés, francés, árabe y un poco de alemán. 

-¿Hay niveles distintos de lenguas?

-No, eso sería discriminatorio. El fang lo hablan unas 700.000 personas y el inglés, muchos millones, pero para mí están al mismo nivel. Evidentemente, tengo en más estima el fang, pero el inglés lo respeto igual. Respetar un idioma es una muestra de respeto hacia un grupo social y nos sitúa a todos al mismo nivel, ni por encima ni por debajo. 

-El 75% de la población de Guinea Ecuatorial es de etnia fang, pero las lenguas oficiales son el español y el francés.

-También se habla el portugués, aunque en menor medida. A pesar de la colonización y del régimen político tan duro que tenemos, el fang sigue vivo gracias al esfuerzo de muchas personas anónimas que han luchado por conservar su lengua y su cultura. Da igual que lo hable poca gente, lo que importa es que ha sobrevivido.

-¿Hay iniciativa política para protegerlo?

-No existen las condiciones políticas para ello y la situación económica tampoco permitiría desarrollarlas. Por eso supone un éxito de un valor incalculable que, pese todas las dificultades, la población fang haya conservado su lengua. Somos un pueblo que creemos en nosotros y hay  un afán por recuperar nuestras raíces y resituarnos tras el proceso colonial. Si me permite, quisiera aprovechar para denunciar algo.

-Diga.

-Los jóvenes de padres guineanos que han nacido o se han criado en España no se sienten vinculados al idioma, sienten como rechazo, les da vergüenza hablarlo. 

-¿Por qué?

-El rechazo al fang es consecuencia de una crisis de identidad. Muchos jóvenes se sienten desarraigados: no tienen las costumbres guineanas, pero tampoco acaban de sentirse de aquí. En el momento en que rechazas tu  lengua materna, rechazas tu identidad, lo que eres, y dejas de quererte. Por eso animo a todos estos jóvenes a aprender el fang; se sentirán mejor. 

Outbrain