Portada

Actualidad

Deportes

Cultura

Extra

Entre todos

Vídeos

Servicios

tensión en la planta de landaben

Los sindicatos LAB y ELA rechazan el ERTE propuesto en Volkswagen Navarra

Critican que el resto de sindicatos UGT y CCOO se sienten a negociar planteando complementos

Lamentan que la empresa sólo tenga la idea de parar la fábrica por "algo que ya sabía que pasaría"

Fábrica del Volkswagen Polo en Navarra.

Los sindicatos LAB y ELA han coincidido este martes en expresar su rechazo al Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) presentado por la dirección de Volkswagen Navarra ante los problemas de suministro de motores, que obligaría al cierre de la fábrica durante ocho días.

En una rueda de prensa que ha ofrecido LAB, Imanol Rodríguez, miembro de la Federación de Industria, ha señalado que Volkswagen "era conocedora de la situación que se podía generar desde hace un año y podía haberla evitado". También ha lamentado que la "única medida" que ha aprobado la empresa es un expediente "que no solo afecta a los trabajadores de Volkswagen, sino también a los de empresas proveedoras y subcontratas".

De hecho, en opinión de Rodríguez, el expediente "lo sufre toda la sociedad navarra, ya que se está intentando solucionar el problema con dinero público y no es admisible que entre todos paguemos los platos rotos". Por ello, ha pedido que la dirección retire el expediente o asuma el coste de su aplicación.

División sindical

Además, ha criticado que la mayoría del comité de empresa ha hecho "oídos sordos" a la propuesta de LAB de que se convocaran asambleas con la plantilla para analizar la situación. "Parece que UGT y CC.OO. entran a negociar y están pidiendo complementos, así que ya estamos viendo por dónde van las cosas", ha asegurado.

Por su parte, ELA ha señalado en un comunicado que Volkswagen "pretende resolver un fallo propio de planificación de suministros a costa del salario de la plantilla y del dinero público que todo expediente de regulación implica. Volkswagen Navarra pretende parar la producción durante ocho días concretos, mientras aumentan las horas extras y la temporalidad en la contratación se ha convertido en estructural. En definitiva, la aplicación del ERTE debería ser incompatible con lo anterior, y además alude a unas causas que no justifican este tipo de medidas traumáticas", ha añadido.

Precedente peligroso

Para el sindicato ELA, "aceptar el ERTE con esas causas supondría un gravísimo precedente muy peligroso de cara a futuras situaciones, incluso aunque los salarios queden complementados al 100%". Por ello, se plantea recurrir a Inspección de Trabajo para "iniciar, en su caso, la impugnación del ERTE".

El sindicato considera que la empresa "no ha justificado formalmente el ERTE, ni por qué incluirá en él a toda la plantilla, incluido el personal no afectado por las supuestas causas (fallos en el suministro para la cadena de producción), lo que supone una práctica claramente abusiva. Volkswagen Navarra quiere ahorrarse gran parte del salario de su plantilla durante 8 días a costa del erario público (aproximadamente, 1,5 millones). Su objetivo único es no renunciar bajo ningún concepto a sus beneficios (55,9 millones en 2017, incluso asumiendo entonces 10 días de cierre)", ha señalado.

Outbrain