Portada

Actualidad

Deportes

Cultura

Extra

Entre todos

Vídeos

Servicios

ciencias de la vida

Biotecnología: menos productos, más capital

El sector captó el año pasdo en Españla 149 millones, el 17% más, con menos compañías, según el informe anual de Asebio

Miki Mendez

Más capital menos productos. La biotecnología española se destacó el año pasado por el volumen de capital atraído, con un total de 149 millones de euros, que sgnificaron un alza del 17% con respecto al ejercicio anterior , según el informe anualde la patronal del sector, Asociación Española de Bioempresas (Asebio). Esta cantidad, además no tiene en cuenta el valor de adquisiciones como la de Biofabri -que compró el 80% de Bialactis Biotech; o la operación de compra de Biópolis por parte de la estadounidense especializada en cereales y aceites vegetales, ADM, cuyos importes no se hicieron públicos.  

El estudio vuelve a recoger una mezcla de indicadores positivos y negativos. Por ejemplo, se lanzaron menos productos al mercado y nacieron menos empersas del ramo, pero aumentó el capital destinado a financiar al sector. El presidente de Asebio, Jordi Martí, admite que "algunos de los indicadores principales del sector se han estancado o empeorado levemente, como es el caso de los de impacto económico".

El impacto de la actividad de las empresas del ramo alcanzó el año pasado el 0,7% del producto interior bruto (PIB), con un total de 7.300 millones de euros. Generó 108.000 empleos, d elos que más de 2.000 son directos. A su vez, la biotecnología aporta un total de 2.600 millones a las arcas públicas. Gracias a todo ello, la aportación directa e indirecta a la economía supone el 7,8% del PIB.    

Martí también reconoce que la creación de nuevas empresas "mostró signos de un menor dinamismo y lo mismo ocurrió con el lanzamiento de nuevos productos al mercado y el desarrollo de alianzas". A pesar de ello la inversión en investigación y desarrollo e innovación (I+D+i) se mantuvo como palanca de competitividad, con un total de 617 millones y un incremento del 6,6%. Martí subraya también la capacidad de la actividad de atraer financiación privada. 

A juicio de Martí,  "parece que las restricciones presupuestarias a las políticas públicas de apoyo a la I+D, así como los factores estructurales que afectan a la misma están pasando factura al sector biotecnológico español pese al mayor compromiso de las empresas y los inversores con la I+D". En la situación actual, el sector ·está comnsolidado, pero sigue siendo emergente", según el presidente de Asebio. 

Entre las operaciones financieras destacan un total de 27 ampliaciones de capital valoradas en 93,7 millones de euros. La de Medlumics, de 34,4 millones; y la de Anaconda Biomed, de 15 millones, fueron dos de las más significativas. A su vez se registraron seis ampliaciones con la emisión de nuevas acciones, protagonizadas por OryzonAtrys HealthSygnisReig Jofré e Inkemia.

Otras 31 operaciones fueron de financiación complementaria o préstamos participativos, con un total de 10,8 millones; y diversas operaciones de 'crowdfunding'. Destacó la actividad del capital riesgo, con 30 millones desembolsados y 46 millones comprometidos, pricinpalmente por Ysios Capital PartnersCaixa Capital RiscCRBInvereadyClave Mayor IUCT Emprèn, entre otros. 

Las empresas puramente biotecnológicas cayeron el año pasado de 654 a 651, y el número total de empresas vinculadas con la biotecnología descendió en más de 200, pasando de 2.981 a 2.767.

El sector destaca los tres ámbitos que dificultan la actividad de este negocio. El primero es la extensa duración de los periodos de rentabilidad; el segundo, el elevado coste de la innovación; y el tercero, la dificultad para lograr financiación. Por contra, la cooperación con otros agentes, el nivel fomativo y el acceso a la financiación privada son los tres ámbitos que más facilitan el trabajo de los agentes biotecnológicos.

Asebio propone aumentar los presupuestos públicos de I+D, las subvenciones, simplificar y reducir el tiempo necedario para certificar la inversión en I+D, entre otras recetas para impulsar el sector.

Catalunya se mantiene en cabeza

Catalunya se mantuvo el año pasado como la primera comunidad con mayor porcentaje de empresas biotecnológicas, con el 19,3% del total, seguida por Andalucía (13,5%) y Galicia (8,6%). También es la autonomía con mayor proporción de compañías cuya principal dedicación es esta actividad, con el 23,3%, seguido por Madrid (18,7%) y Andalucía (16%). El sector captó el año pasado 102 millones de euros en Catalunya. Aunque supone un descenso del 33% en volumen total con respecto al ejercicio anterior, la media por operación fue de 3,4 millones de euros, lo que significa el 11% más que en el 2016. El capital foráneo incrementó cuatro puntos su peso en el total, al pasar del 12% en el 2016 al 16% en el 2017, según el estudio realizado por EY y la patronal catalana CataloniaBio.

Outbrain