Portada

Actualidad

Deportes

Cultura

Extra

Entre todos

Vídeos

Servicios

TENSIONES EN CATANIA

Los inmigrantes a bordo del 'Diciotti' empiezan una huelga de hambre

Muchos manifestantes han roto el cordón de seguridad en el puerto de Catania y se niegan a dejar la zona ocupada hasta que no se deje desembarcar a los refugiados

Un migrante a bordo de la nave de la Marina italiana, Diciotti.  / SALOVATORE CAVALLI (AP)

Los 150 migrantes aún a bordo del barco 'Diciotti' han empezado hoy por la mañana una huelga de hambre. Lo ha anunciado en un tuít Davide Faraone, senador del Partido Demócratico, que también ha informado de que "las visitas a bordo, para expresar solidaridad y para verificar las condiciones en la nave, han sido suspendidas para razones de seguridad". 

Esta mañana una parte de los migrantes ha rechazado el desayuno y el gesto se ha repetido en el momento de la comida, con mucha más participación. Muchas asociaciones pidieron que por lo menos se dejase subir al barco a los médicos, solicitud que fue en un primer momento rechazada. La situación se tranquilizó luego, e se han empezado a permitir de nuevo las visitas al 'Diciotti', según cuanto confirmado al senador Faraone por el contralmirante Martinez. 

Manifestaciones de solidaridad

Siguen también las manifestaciones de solidaridad en el puerto de Catania. Muchas personas rompieron el cordón de seguridad que rodea al barco y han ocupado la zona, negando a moverse hasta que se deje desembarcar a los 150 migrantes, rescatados en el mar desde hace 8 días. "La situación es muy grave, se está perjudicando a la dignidad humana, a los derechos fundamentales, primero lo a la libertad. Subrayamos nuestros principios humanitarios, a los que no se puede renunciar, y afirmamos una vez más que acoger es un deber de cualquier país civil, especialmente con respecto a los que están huyendo de condiciones intolerables", dijo Michele Pagliaro, uno de los organizadores de la protesta. 

Respuesta de Salvini

El ministro de Interior, el ultraderechista Matteo Salvini, ha dicho que no cambiará de idea por esta huelga de hambre, agregando que en Italia "hay 5 millones de personas que viven en POBREZA absoluta" y que por lo tanto "hacen huelga de hambre todos los días, ante el silencio de los buenistas, de los periodistas y compañeros varios". El ministro xenófobo luego ha concluido con su eslogan "primero los italianos", añadiendo que si los jueces quieren detenerle por esto él no tiene problemas y les esperará.

Outbrain