Portada

Actualidad

Deportes

Cultura

Extra

Entre todos

Vídeos

Servicios

OPERACIÓN CORPORATIVA

Metrovacesa y Merlín se fusionan en la mayor inmobiliaria española

La firma tendrá activos por 10.300 millones y al Santander como mayor accionista

Ismael Clemente, presidente de Merlin Properties, la empresa del Ibex 35 con mayor salario medio.  / EFE J J Guillen

La recuperación del mercado inmobiliario y la reestructuración de sus empresas tradicionales (tras su quiebra o toma de control por parte de los bancos acreedores, según el caso) hacía prever desde hace tiempo un movimiento de concentración en el sector. Metrovacesa, inmobiliaria controlada por algunos de los grandes bancos, y Merlin, sociedad cotizada de inversión en el sector (Socimi) de apenas dos años de vida, han dado el mayor paso hasta la fecha en esa dirección al anunciar este martes su fusión.

La operación dará lugar al mayor grupo inmobiliario español y uno de los más grandes de Europa, con unos activos por valor de 10.297 millones de euros y con el Santander como mayor accionista. La nueva compañía contará como presidente no ejecutivo con Rodrigo Echenique (presidente de Metrovacesa, vicepresidente del Santander y hombre de la máxima confianza de Ana Botín) y como consejero delegado con Ismael Clemente, máximo responsable de Merlín y figura ascendente en el empresariado del país tras meter a la firma en el Ibex 35 en un tiempo record. 

Antes de anunciar esta operación, Merlín había comunicado la compra por 317 millones a Sacyr del 22,7% que todavía no controlaba de Testa, la filial inmobiliaria de la constructora. Tras la fusión con Metrovacesa, el nuevo grupo se dividirá en dos sociedades. La primera se dedicará a la gestión de activos terciarios (oficinas, centros comerciales y logísticos) por valor bruto de 9.317 millones, que le generarán unas rentas estimadas en 450 millones al año. La otra se ocupará de las 4.700 viviendas en alquiler, con 980 millones en activos, 35 millones de facturación y el objetivo de salir a bolsa a medio plazo. Los peores activos de Metrovacesa, por valor de 326 millones, se quedarán en una nueva sociedad de la que no formará parte Merlín.

Debido al distinto volumen de activos aportados, la socimi controlará el 68,76% de la filial de activos patrimoniales y 34,24% de la de alquileres, mientras que Metrovacesa tendrá el 31,24% y el 65,76%, respectivamente. El Santander, que posee el 70% de Metrovacesa (tuvo que tomar el control porque los problemas de la sociedad le impidieron pagar su deuda), pasará a tener el 21,9% de la nueva Merlín y el 46,21% de la firma de alquiler. La operación será sometida a la aprobación de las juntas de accionistas de las dos firmas que se van a fusionar, previsiblemente en septiembre. La nueva firma tendrá 15 consejeros: nueve independientes procedentes de Merlín, tres del Santander, uno del BBVA y dos ejecutivos (Clemente y Miguel Ollero).

SEGUNDO EN CENTROS COMERCIALES

"La Compañía resultante será propietaria de una cartera de activos sin parangón, excelentemente diversificada, con mayor presencia en las mejores zonas de negocios de Madrid y Barcelona y con un salto dimensional de gran relevancia en la cartera de centros comerciales, pasando a ser el segundo operador por tamaño en España", han destacado en un comunicado las empresas.

La firma contará con unos 340.000 metros cuadrados de superficie bruta arrendable como oficinas en la capital española y la catalana, mientras que la cartera comercial estará compuesta por más de tres millones de metros cuadrados de oficinas, centros comerciales, naves logísticas, locales comerciales y hoteles. La firma estará centrada principalmente en oficinas (44% de la cartera combinada), locales comerciales (21%) y centros comerciales (18%). 

La rentabilidad media de la cartera es del 5,3%, con un 90% de ocupación y 7,1 años de periodo medio en los contratos de arrendamiento. La compañía mantendrá la remuneración al accionista anunciada por Merlín para el 2016 de 140 millones de euros. Los gestores, además, ha decidido reducir el límite máximo de los costes generales del actual 6% de las rentas brutas al 5,75% en el 2018 y el 2019 y al 5,5% a partir del 2020 para aumentar su liderazgo en eficiencia en el sector. "El plan de incentivos en acciones será también ajustado para reflejar el incremento de tamaño de la compañía", ha anunciado también sin más detalle.  Merlín ha suscrito un crédito de 320 millones a cinco años con 12 bancos para financiar sus inversiones y posibles futuras adquisiciones. 

.

Outbrain