Portada

Actualidad

Deportes

Cultura

Extra

Entre todos

Vídeos

Servicios

LUNES, A LAS 17 HORAS

Un señor de Balaguer manda en Bélgica

El ilerdense Robert Martínez entra en competición con la prometedora selección europea ante Panamá

Robert Martínez, en la conferencia de prensa que dio en Sochi antes del Bélgica-Panamá. / FRANCOIS LENOIR

Ya tarda el ayuntamiento de Balaguer en buscar una calle para dedicársela a Robert Martínez Montoliu. Este ciudadano ilustre de la ciudad, aunque semi desconocido en el mundo que habita, el del fútbol, es el seleccionador de Bélgica y este lunes iniciará su camino en el Mundial de Rusia frente a Panamá, debutante en el torneo.

En la placa callejera debería constar que nadie antes que Robert, nacido el 13 de julio de 1973, había llegado a la cita futbolística más importante del planeta partiendo desde la Tercera División, en una humilde carrera que nació en el CF Balaguer, que tuvo una escala en Zaragoza, y que incluso disfrutó de un breve episodio en Primera con el cuadro aragonés. Tan breve como un solo partido.

La biografía debería mencionar que se hizo un lugar en la élite ascendiendo desde el nivel más lúgubre y gris. Que cuando ningún futbolista quería emigrar, ni siquiera a la hoy rica e idolatrada Premier, Robert se atrevió a ir al Wigan porque el propietario del club (y de una tienda de deportes en Zaragoza) se lo propuso a él y a dos jóvenes más (Jesús Seba e Isidro Díaz). Aunque estaba en Tercera División.

Desde los bajos fondos

Hijo predilecto de Wigan, donde fue elegido el mejor futbolista de la historia (y todavía no de Balaguer), divagó por el Motherwell, el Chester, Walshall y el Swansea, en los bajos fondos ingleses, hasta que se sentó en el banquillo. "Era fácil decir que sí al Swansea; lo difícil era colgar las botas y decir adiós a la vida de futbolista", explicó a su renuncia a los 33 años.

Kevin de Bruyne y Martínez, en el entrenamiento del sábado. / ronald wittek (eFE)

Más fácil fue decirle que sí al Wigan cuando Dave Whelan, el amo, volvió a llamarle 15 años después. Esta vez, para ser el entrenador, consumado el objetivo de haber ascendido a la Premier. Nadie podía aventurar, y muchos menos en Balaguer, que lo Robert llegara a ser campeón de la Cup en el 2013 a costa del Manchester City de Kompany, Silva, Agüero, Tévez y Touré Yaya, entre otros, dirigido por Roberto Mancini, con un gol en el tiempo añadido.

Robert fue campeón de la 'Cup' a costa del City y tres días después bajó con el Wigan

Despedido en mayo, fichado en agosto

Campeón de la Cup y descendido a Segunda, le fichó el Everton con un contrato por cuatro temporadas.  No llegó a completar la tercera, al ser despedido en mayo del 2016 con el equipo en decimosegunda posición y semifinalista en los dos torneos coperos. En agosto, era contratado por la federación belga. Su primer partido como seleccionador le enfrentó a España. Lo perdió.

Tal vez no había nadie más indicado para pilotar a Bélgica que un técnico de perfil humilde (Marc Wilmots, su predecesor en la Eurocopa, estaba enfrentado a varios internacionales) y cultivado en el fútbol inglés. A su vera quiso tener a Thierry Henry, exfutbolista de élite en el Arsenal y el Barça y aprendiz de entrenador. "Me da muchos consejos y me permite progresar como futbolista", destacó el delantero Michy Batshuayi. "Henry es realmente importante para nosotros, es una influencia muy positiva. Todo lo que nos cuenta es útil", corroboró el defensa Toby Alderweireld.

Cultivados en la Premier

La mitad de sus futbolistas (11 de los 23 convocados) juegan en la Premier, desde el portero (Thibaut Courtois, en el Chelsea) hasta el delantero centro (Romelu Lukaku, Manchester United). Están también en el equipo los pilares del campeón (Vincent Kompany y Kevin de Bruyne, del Manchester City) y representantes del elogiado Tottenham (los defensas Alderweireld y Jan Vertonghen y el centrocampista Moussa Dembele).

Martínez ríe de un comentario de Thierry Henry, enfrente suyo. / Adrian dennis (aFp)

Diez de esos once jugadores pertenecen a los cinco primeros clasificados. Nacer Chadli, del West Bromwich Albion, que ha descendido, contrasta con la popularidad de Eden Hazard (Chelsea), Marouane Fellaini (United) y Simon Mignolet el meta suplente de Liverpool. El azulgrana Thomas Vermaelen, como Kompany, está lesionado.

Once de los 23 convocados de Bélgica juegan en Inglaterra; diez de ellos, en los cinco primeros de la Premier

"Tenemos un enorme respeto por Panamá, creo que será muy peligroso porque tienen la fe en que pueden lograr sus sueños", explicó Robert dese el atrio de entrenador en el estadio de Sochi. "Nos sentimos privilegiados de tener este elenco tan completo y talentoso como este. Son parte de un plan de trabajo que ya tiene diez años y hay un ambiente de cordialidad total, no podría ser mejor", reconoció.

Balaguer tiene una cita a las 5 de la tarde.

Outbrain