Portada

Actualidad

Deportes

Cultura

Extra

Entre todos

Vídeos

Servicios

EL ADN DE LA SEMANA

Carne

Comercialización de carne.

La discusión sobre los efectos del consumo de carne son constantes durante los últimos años. Se han destacado los efectos que tiene sobre la salud y sobre el medio ambiente. Un grupo de investigadores de la Universidad de Oxford han revisado los datos que están disponibles y las publican esta semana en la revista 'Science'. Confirman que un consumo excesivo de carne puede tener efectos sobre la salud y sobre todo sobre el medio ambiente.

La carne es una fuente de proteína, vitaminas y minerales y ha sido un componente esencial de la dieta humana que en muchos lugares ha sido a menudo basada en la caza primero y la ganadería después. Nuestra experiencia nos dice que la carne puede ser sustituida por pescado, huevos o leche y que en los adultos una dieta estrictamente de vegetales puede ser posible si se quiere por razones que pueden ser incluso religiosas. Pero en las recomendaciones dietéticas suele figurar una cierta proporción de carne aunque sea porque en algunos lugares es un alimento más accesible o seguro que las alternativas vegetales y su sustitución puede ser difícil.

Un estudio confirma que el consumo excesivo tiene efectos sobre la salud y el medio ambiente

Llegar a conclusiones claras sobre los efectos de los alimentos sobre la salud es muy difícil y el artículo que acaba de publicar admite que solo hay datos parciales que indiquen que la carne roja y la procesada pueden aumentar el riesgo de cáncer de colon. El hecho es que su consumo está aumentando de forma global, sobre todo en las poblaciones más ricas del Este y el Sudeste de Asia. Y tal y como confirma el artículo, los efectos de la producción de carne, sobre todo la bovina, sobre el clima son importantes y concluye, como ya ha sido repetido, que es imposible que la población de países como China puedan consumir carne roja a los niveles de países como los Estados Unidos. Hace 2000 años el filósofo griego Plutarco se preguntaba por qué comemos carne y recomendaba: "Comamos carne siempre que sea por necesidad, no para alimentar el placer y la lujuria". Estos días de verano son apropiados para seguir el consejo ante los platos de nuestra cocina mediterránea.

Outbrain