Portada

Actualidad

Sociedad

Política

Economía

Deportes

Cultura

Extra

Entre todos

Vídeos

Servicios

LAS CIUDADES DEL SIGLO XXI

La soledad no es solo cosa de viejos

En el 31% de los hogares barceloneses vive una sola persona, y el 26,5% de los niños entre 10 y 12 años siente que no tiene suficientes amigos

El Ayuntamiento de Barcelona crea un Consejo Asesor Científico contra la Soledad para elaborar programas específicos para afrontar el asunto

Una mujer mayor recorre un pasillo sola. / ARCHIVO / CARLOS MONTAÑÉS

Este viernes, mientras el Govern pedía a los barceloneses quedarse en casa, en el Ayuntamiento de Barcelona se reunía, por primera vez tras su creación, el Consejo Asesor Científico contra la Soledad. Ente formado por científicos de referencia en sus ámbitos y destinado a la reflexión, el intercambio de conocimientos y la elaboración de propuestas de medidas y acciones a impulsar en una Estrategia municipal contra la soledad, que llega tras comprobar que el sentimiento de soledad es algo intergeneracional -no está vinculado exclusivamente a las personas mayores- y que la crisis del covid no hace más empeorar la situación. "Es además un problema muy invisibilizado, un tabú. Uno de los objetivos de esta medida es visibilizarlo; una situación que, además, con el covid, se ha agravado: la pérdida, el luto, el aislamiento...", ha señalado en la presentación el nuevo concejal de Infancia, Juventud, Personas Mayores y Personas con discapacidad, Joan R. Riera. 

La doctora en Sociología y asesora de la concejalía, Sandra Escapa, ha sido la encargada de detallar el contenido del estudio previo, con cuyos datos trabajará el consejo. Pese a que Escapa ha insistido en que no es lo mismo estar solo que sentirse solo, son hechos estrechamente vinculados, con lo que la doctora ha empezado la presentación con un dato: en Barcelona el 31% de los hogares son unipersonales. Formados por una sola persona. Esta cifra lleva años creciendo. Ha pasado de los 181.546 hogares unipersonales en el 2004 a los 205.539 en el 2019, lo que supone un incremento del 13% en 15 años. Otra cifra. De estos 205.539, 90.000 personas tiene más de 65 años (68.701 mujeres y 21.491 hombres). 

Destaca el estudio específico sobre Hablan los niños y las niñas: bienestar subjetivo de la infancia en Barcelona, que recoge datos como el 13,2% de los niños entre 10 y 12 años afirma no estar del todo seguro de que sus familiares se preocupen por ellos, el 22% tampoco creen totalmente que si tuvieran algún problema su familia les ayudaría y el 26,5% siente que no tiene suficientes amistades. La doctora destaca que en cuanto al hecho de no tener suficientes amistades, esta cifra sube hasta más del 35% en los niños nacidos fuera de España y hasta el 34% en los niños con alguna discapacidad o enfermedad. "Es importante analizar la influencia del proceso migratorio y de la salud para adecuar bien los programas", ha añadido Escapa, quien también ha apuntado que, en cuanto a los adolescentes, las personas entre 13 y 19 años, un 27% asegura que "normalmente está solo". Está cifra llega hasta el 41,7% en el caso de los adolescentes cuyos padres son inmigrantes.

Dependencia funcional

Uno de los colectivos con una mayor incidencia tanto en el hecho de vivir solo como en el sentimiento de soledad es el de las personas con dependencia funcional, que suelen vivir situaciones de exclusión social más elevadas que la población general. Según la Encuesta a personas en situación de dependencia funcional de 2018, casi dos terceras partes (el 62,3%), se han sentido excluidas o que les faltaba compañía en los 12 meses anteriores.

"Es necesario repensar la ciudad, también el espacio público, en términos de prevención y detección y trabajar en red reforzando la vida comunitaria en los barrios", ha señalado el edil.

La Estrategia presentada este viernes busca "ofrecer servicios y recursos, presenciales o virtuales, que orienten y acompañen a las personas ante la soledad, proporcionando herramientas que ayuden a crear vínculos sólidos y de calidad. Deben ser servicios y recursos presentes en todos los barrios de la ciudad y accesibles para todo el mundo, con especial atención a los niños, adolescentes y jóvenes", señalan sus reponsables. Tienen algunas iniciativas ya sobre la mesa, como la ampliación el programa Vincles, llevándolo más allá de las personas mayores. También la ampliación de los talleres de gestión emocional y acompañamiento al malestar emocional en adolescentes y jóvenes.

Otro gran eje, que ya apuntaba al principo el edil, es la sensibilización. Concienciar a la población de que la soledad puede afectar a personas de cualquier edad, género y origen, luchar contra el estigma que genera la soledad y sensibilizar a los profesionales de diferentes ámbitos para facilitar la detección y atención de las personas que se sienten solas.

Trabajo en red

Algunas iniciativas sobre la mesa en la línea de trabajar en red institucional, con entidades y con otras ciudades para intercambiar conocimientos y buscar soluciones ante el problema global de la soledad es la organización en el 2022 de la Jornada Internacional contra la Soledad con la presencia de administraciones locales, y académicos internacionales para abrir un espacio de reflexión y trabajo conjunto.

Riera señala también la necesidad de revisar protocolos y sistemas internos de funcionamiento y de organización para remover inercias y promover las adaptaciones necesarias. 

Política de Privacidad y cookies

Utilizamos "cookies" propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarle contenidos, servicios y publicidad personalizada a través del análisis de su navegación. Si continua navegando acepta su uso. Más información y cambio de configuración.